Qué hay de nuevo

La revista de Lanuba® sobre dermatología, salud y estilo de vida

EXFOLIANTE FACIAL NATURAL, TODO LO QUE NECESITAS DESPUÉS DE VERANO

Exfoliante facial natural

Volver a la rutina de trabajo y a los cuidados de belleza forma parte del fin del verano. El sol ha dejado huellas en tu piel y necesitarás de nuestros cuidados faciales extra para que tu rostro vuelva a estar radiante e hidratado como antes de vacaciones. Necesitarás del exfoliante facial natural de Lanuba. Te lo contamos en nuestro post.

¿Quieres recuperarte de los excesos del verano en tiempo récord? ¡Anota estos tips, te damos todas las claves para afrontar la vuelta de vacaciones con tu mejor cara!

La sal del mar o las radicaciones solares hacen que tu cara esté más seca y menos brillante. Además, con el cambio de temperatura y de estación, es necesario un tratamiento que se adapte a las necesidades de tu rostro. ¡Te presentamos al producto que será tu aliado las próximas semanas: nuestro exfoliante facial natural!

Consejos para una buena limpieza facial

  • Para una limpieza facial adecuada, debes utilizar agua templada. El agua muy fría o muy caliente puede causar sequedad en tu rostro.
  • Siempre hay que elegir un limpiador adecuado a tu tipo de piel.
  • Debes lavarte la cara todos los días para eliminar la suciedad, los restos de maquillaje y evitar que los poros se obstruyan y aparezcan granitos. Sin embargo, es mejor hacerlo como máximo dos veces al día, al levantarnos y antes de acostarnos, por ejemplo. Si abusas de este paso, la piel puede volverse grasa, ya que tratará de recuperar los aceites que pierde en cada lavado.
  • Otro error frecuente, es no aclarar bien el rostro después de la limpieza. Si quedan restos de cualquier producto que hayas usado antes, te saldrán granos, por lo que merece la pena dedicar unos segundos más al aclarado.

Modo de uso del exfoliante facial natural

Te recomendamos exfoliar la piel una o dos veces por semana para favorecer la regeneración celular y eliminar todas las pieles muertas.

  • Aplica una cantidad moderada de producto. Masajea suavemente sobre la piel húmeda, nunca seca, con agua tibia y sin que queden restos de tus cosméticos habituales, tal y como hemos detallado en el punto anterior.
  • Da un pequeño masaje de interior a exterior del rostro y sin frotar demasiado fuerte. No te olvides del cuello y escote.
  • A continuación, enjuaga toda la zona donde hayas aplicado el exfoliante natural para la cara. ¡Notarás que la piel se vuelve muy lisa y suave!
  • Finalmente, seca tu rostro realizando toques suaves con una toalla. Y recuerda, una piel hidratada es sinónimo de una piel sana. Por eso, el último paso de tu ritual de después del verano será aplicar una crema hidratante natural elegida especialmente para ti, según tu edad y tipo de piel.

¡Sigue estos pasos y conseguirás una piel perfectamente limpia, hidratada, fresca y sin restos de células muertas!

“Creemos en lo que hacemos, creemos en ti”

LANUBA

Noticias relacionadas

¿Te ha gustado? Compártelo
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on Pinterest

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*